domingo, 15 de marzo de 2020

UN DIA DE PESCA DIFERENTE


Hoy fue un día de pesca especial, primero por el regreso al pedrero tras el esguince que hace semanas me impedía pisar sobre piedras , segundo por lo excepcional que esta sucediendo.
Me refiero al COVID-19 y las posibles consecuencias que pueden llegar sobre la pesca.
Estamos viviendo una situación que jamas podríamos imaginar, esa situación seguramente afectará a la posibilidad de practicar deportes al aire libre.
Eso significaría que en 15 días no podríamos disfrutar de nuestra afición.
Y esque estamos enfrentándonos a una situación unica que requiere de responsabilidad y sensatez.
Esperemos sea solo una anécdota que recordar en el futuro.


Me desperté tarde, la hora ya había pasado así que me lo tome con calma.
A eso de las 11 llegue al pedrero.


Día soleado ausencia de viento, día para disfrutar sin importar si conseguia engañar alguna lubina.
Lo realmente importante era pisar piedra y ver si el tobillo aguantaba.


No tardaron en aparecer, primeros lances y salia una pequeña.
Para mas comodidad hoy decidí utilizar la caña Hypnotized de YKR.
Con una acción 10-30 y un largo 2.51 es un juguete muy divertido.
Caña rápida y una pluma...
Muy polivalente para un Spinning ligero con vinilos , paseantes o minows ...






En el tema señuelos también decidí probar algo que aún no había probado.
El Spotter de Rais, vinilo que me llamaba mucho la atención y tenia ganas de comprarme.




Decidí montarlo con unas cabezas daiwa de bala.
Las vi y me parecían buena combinación.
Una vez montado le quedan muy bien.
Escogí estos dos pesos, 14 y 17 grs


El anzuelo es un pelin blando , a la primera enganchada en el fondo se puso recto la verdad.
Quizás porque hizo palanca o engancho muy de punta, pero son blandos.
No pude probarlos con alguna lubina decente , pero acojona un pelin que pueda picar una gorda y tengas que pelearla forzando.
Ahora, estéticamente y acción de pesca con la argolla retrasada le da un movimiento al vinilo realmente atractivo.



La mañana terminaba y tras llegar a casa pude enterarme que ya no podremos pescar en 15 días.
Así que a ultima hora bajé a la ría para coger la pleamar.
Ausencia total de actividad pero grata sorpresa cuando me encontré a Jorge.


Amigo que conocí el verano pasado ya que coincidimos frecuentemente por la zona.
Gran pescador de sargos parece que poco a poco cada día esta mas enganchado a el Spinning


Y así finalizo el que es el ultimo día de pesca momentáneamente.
Ahora toca respetar las normas y cuidarse , por nuestro bien y por los que nos rodean.
Esperemos regresar pronto y poder disfrutar de nuestra pasión....
Un saludo

1 comentario:

  1. Buena entrada Emilio,el problema es que me parece a mí que va a ser para mucho más de 15 días, pero lo bueno será que al regreso estarán más confiadas jajaja

    ResponderEliminar